Por qué saltarse el desayuno es un tabú en una dieta saludable

  • wp-lacazuela
  • 31.07.2018
  • 0 Comentario

Es importante comenzar el día con un buen desayuno. Desafortunadamente, muchas personas subestiman la necesidad de esta primera comida del día y se saltan el desayuno, dejando sus cuerpos en ayuno hasta la hora del almuerzo. Este hábito tiene efectos negativos que pueden conducir a problemas de salud, como diabetes, obesidad, enfermedad cardíaca, etc.

Desde LaCazuelaSalamanca, queremos aprovechar este artículo para reafirmar los contras de saltarse el desayuno recordándole que esta práctica conlleva las siguientes desventajas (y a  aquellos que crean que tomarse un café antes de salir de casa cuenta como desayuno, lamentamos decirles que están equivocados).

 

Bajo azúcar en la sangre

 

Para impulsar nuestros sistemas corporales y conseguir estar más activos durante el día, debemos volver a llenar de azúcar nuestra sangre, ya que este nivel es bastante bajo después de dormir. Si no eleva el azúcar por la mañana, sus músculos carecerán de fuerza y su cerebro apenas se concentrará en el trabajo.

 

Falta de energía

 

Saltarse el desayuno puede terminar haciéndole sentir malhumorado y no querer hacer nada. Su cuerpo está bajo estrés cuando no le da la principal fuente de energía: comida saludable.

 

Comer en exceso

 

Esperar a la hora de comer lo más probable es que le haga comer en exceso durante la comida, ya que su cuerpo intentará reponer todos sus nutrientes y calmar su hambre. Comer el desayuno llenará su estómago con suficiente proteína y fibra, haciendo que la sensación de saciedad dure más tiempo.

 

El valor del desayuno para un peso saludable

 

Ciertos estudios han encontrado que aquellos que comen comidas saludables por la mañana generalmente pesan menos que aquellos a los que les gusta saltarse el desayuno. Esto demuestra el error principal que las personas cometen al tratar de perder peso: reducir la ingesta de calorías eliminando comidas completas de su rutina.

La mayoría de los dietistas recomiendan comer pequeñas porciones de alimentos cada 3 horas, y el desayuno siempre está incluido en el plan. Además, debe elegir cuidadosamente qué comer primero en la mañana, ya que su elección determinará tu bienestar durante el día. Si su excusa habitual es que nunca tiene tiempo para desayunar, ¡al menos pida su café + magdalena para llevar en LaCazuelaSalamanca!